Páginas vistas en total

miércoles, 21 de septiembre de 2011

La masculinidad robada


LA MASCULINAD ROBADA
Un ensayo culpa al feminismo radical de la feminización del hombre al sostener que las manifestaciones de masculinidad son nocivas para su desarrollo

Por primera vez en la historia de la Humanidad, en los países desarrollados, mientras las mujeres, tras siglos de lucha, están logrando situarse en el lugar que legítimamente les correspondía conforme a su dignidad y derechos, los hombres parecen estar desubicados. Los cambios inducidos por el feminismo radical han dejado tras sí un paisaje social irreconocible, propiciando modificaciones que generan cierta confusión, como el rol del hombre en la sociedad actual

Las pautas de comportamiento, exigencias, preferencias y habilidades femeninas son consideradas prioritarias e ideales para un entorno escolar

Según María Calvo “el estilo femenino de actuación se ha impuesto hasta tal punto que se ha producido un visible retroceso en los niños y en los jóvenes varones. Sus intereses no son valorados y las tendencias de su comportamiento innato no son toleradas. No se comprenden, y por lo tanto no se respetan….”

Sevilla, 21 de septiembre de 2011.- La masculinidad robada es el nuevo ensayo que acaba de publicar la editorial Almuzara cuya autora, María Calvo, sostiene que, según estudios e informes elaborados por prestigiosos profesionales, los varones se han feminizado. La razón que esgrime la autora de este polémico libro se debe al fomento, por parte de un cierto sector del feminismo radical con poder en las instituciones, de determinadas ideas y tesis que sostienen que las manifestaciones de masculinidad son actos nocivos para el concreto desarrollo personal y educativo de los hombres.

Según María Calvo, doctora en Derecho Administrativo y profesora titular de la Universidad Carlos III, la feminización del hombre se fomenta y lo que está claro es que “el estilo femenino de actuación se ha impuesto hasta tal punto que se ha producido un visible retroceso en los niños y en los jóvenes varones. Sus intereses no son valorados y las tendencias de su comportamiento innato no son toleradas. No se comprenden, y por lo tanto no se respetan, sus condicionantes genéticos que les llevan a ser introspectivos, a tener actitudes en apariencia desafiantes o a la asunción y pasión por el riesgo”.

Por primera vez en la historia de la Humanidad, en los países desarrollados, mientras las mujeres, tras siglos de lucha, están logrando situarse en el lugar que legítimamente les correspondía conforme a su dignidad y derechos, los hombres parecen estar desubicados. Los cambios inducidos por el feminismo radical han dejado tras sí un paisaje social irreconocible, propiciando modificaciones que generan cierta confusión, como el rol del hombre en la sociedad actual. Estudios, estadísticas e informes avalan que los varones se han convertido en el nuevo sexo débil. Aunque vivamos aún en una sociedad dominada en gran medida por los hombres, las transformaciones en el mundo infantil son ostensibles, y no siempre para bien.

Los varones sufren una grave crisis de identidad desde que comienzan a tener conciencia de sí mismos. Las pautas de comportamiento, exigencias, preferencias y habilidades femeninas son consideradas prioritarias e ideales para un entorno escolar que presume las manifestaciones de masculinidad como nocivas para el correcto desarrollo personal.

En este ambiente social y educativo crece toda una generación de individuos carentes de la también favorable dimensión masculina. Niños incomprendidos que engrosan las estadísticas de fracaso escolar, con problemas de conducta, depresiones, consumo de drogas en los casos más extremos, hiperactividad, etc. El presente libro de María Calvo pone sobre la mesa una realidad candente pero ignorada hasta la fecha, explicando las causas que han llevado a la misma y aportando soluciones que nos interesan y conciernen a todos, en el necesario y sano afán de construir una sociedad mejor, más integrada, equilibrada y plena.

María Calvo es natural de Madrid, Doctora en Derecho Administrativo, ejerce como profesora titular en la Universidad Carlos III de Madrid. Ha dedicado toda su trayectoria profesional a la docencia y la investigación, tanto en España como en Estados Unidos (Universidad de Harvard). Autora de diversas obras de corte jurídico, hace algunos años inició un amplio estudio acerca de la libertad de enseñanza en España, tema sobre el que ha escrito numerosos artículos e impartido diversas conferencias.

Dicha labor le ha granjeado un enorme prestigio, por lo que se la considera una de las mayores expertas en educación diferenciada tanto a nivel nacional como internacional. Entre sus publicaciones figuran Los niños con los niños, las niñas con las niñas (Almuzara, 2005), Iguales pero diferentes (Almuzara, 2007), Hombres y mujeres. Cerebro y educación (Almuzara, 2008), Guía para una educación diferenciada (Toromítico, 2009), y La masculinidad robada (Almuzara, 2011).